DETECTAN UNA NUEVA MUTACIÓN DE CORONAVIRUS