PANDEMIA: LA OPS NO SE VE LA LUZ AL FINAL DEL TÚNEL EN LATINOAMÉRICA

EEUU.- Con una distribución insuficiente de vacunas y la falta de medidas estrictas de prevención de contagios, Latinoamérica está lejos de controlar la pandemia, afirmó la Organización Panamericana de la Salud (OPS), aunque destacó que en la segunda mitad del año podría incrementarse la inmunización.

“Estamos aún en el medio de una crisis que no ha terminado”, expresó en conferencia de prensa virtual la directora de la OPS, Carissa Etienne. “Francamente aún no vemos la luz al final del túnel”, dijo tras explicar que al menos el 40% de las muertes reportadas a nivel mundial la última semana se registraron en las Américas.

Debido a que India se convirtió en el país más afectado por la pandemia, frenó la exportación de las vacunas que produce —con tecnología de la Universidad de Oxford y la farmacéutica AstraZeneca— y estaban destinadas al mecanismo COVAX, creado por Naciones Unidas para hacer más accesible la inmunización mundial.

A nivel global la pandemia ha matado a tres millones 200 mil personas e infectado a más de 437 millones. En la última semana hay más países latinoamericanos que nunca superando los mil casos diarios y los hospitales no dan abasto, dijo la OPS. Entre los más afectados en la región aparecen los jóvenes a diferencia del comienzo de la pandemia, cuando eran los ancianos.

Si las infecciones siguen a este ritmo, la OPS espera que en los próximos tres meses los países tengan que elevar la capacidad de sus salas de terapia intensiva, que en el último año fue duplicada en Colombia, Panamá y República Dominicana; triplicada en Chile y Perú; y casi quintuplicada en México y Honduras.

“Aunque las vacunas se están distribuyendo lo más rápido posible, no son una solución a corto plazo. No podemos confiar en las vacunas para reducir las infecciones cuando no hay suficientes”, dijo Etienne. “A pesar de todo lo que hemos aprendido sobre el virus en un año, nuestros esfuerzos no son tan estrictos, y la prevención no es tan eficiente”.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) negocia con el gobierno indio para que autorice a uno de los productores de vacunas que cumpla parte del contrato con COVAX, pero por ahora siguen las limitaciones a las exportaciones. En la región esto ha afectado a Nicaragua, Haití y Bolivia,

Frente a esto, el contrato de compra de 500 millones de dosis de vacunas que acaba de sellar COVAX con la farmacéutica Moderna “es una excelente noticia”, dijo el subdirector de la OPS, Jarbas Barbosa. Éstas necesitan condiciones especiales de enfriamiento, pero Barbosa dijo que gran parte de los países están preparados para recibirlas.

Del total de dosis, 36 millones serán distribuidas este año, y 460 millones en 2022. Barbosa no precisó cuántas serían para Latinoamérica, pero dijo que a partir de junio la región recibirá de Pfizer y partir de julio de Johnson & Johnson.

VERTIGO POLÍTICO

error: Content is protected !!